Los rumores de que Jacobo Ostos realizó fiestas clandestinas durante los meses que duró el estado de alarma han sido constantes, incluso yendo a lucrarse con estos eventos. 

En su polígrafo en Viernes Deluxe tenía la intención de aclarar estas situaciones, pero los resultados no han sido los que él esperaba, ya que ha dictaminado que mentía y que verdaderamente había hecho fiestas a escondidas.

«Yo no he hecho fiestas clandestinas, he hecho fiestas, a secas«, afirmó, asegurando que durante el periodo en el que no se podían realizar por la pandemia, no las hizo.

El polígrafo también ha dictaminado que a estos eventos acudían «gratis famosas como reclamo» para que más gente viniera a la discoteca que tiene en la planta baja de su casa.

Jacobo Ostos podría haber ganado más de 360.000 euros con la venta de entradas para este tipo de eventos, según se ha reconocido en el polígrafo, aunque él lo ha negado entre risas. «Yo nunca he cobrado a nadie», ha declarado.

Marta Riesco fue una de las periodistas que denunció esta situación, pero Jacobo Ostos este viernes ha negado las informaciones de la reportera de El programa de Ana Rosa y se ha centrado en que él las hizo cuando la población ya podía reunirse y que no eran clandestinas.

Los colaboradores le han reprochado la «irresponsabilidad» que suponía en ese momento realizar eventos así y que no puede hacer ese tipo de fiestas en su casa porque «no tiene licencia», por lo que podría estar cometiendo un delito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.