Las personas con 52 años o más que hayan agotado la prestación contributiva por desempleo o el subsidio correspondiente pueden solicitar otra ayuda económica en el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE): el subsidio para mayores de 52 años.

En este sentido, el SEPE ha recordado en su cuenta oficial de Twitter que las personas beneficiarias de este subsidio tendrán que presentar cada año una declaración de sus rentas junto con la documentación que las justifique.

¿Cómo se tramita la declaración?

Pero, ¿en qué consiste esta declaración y cómo se tramita? Según detalla el organismo público en su web oficial, si los ingresos no han superado en ningún mes el 75% del salario mínimo interprofesional (SMI), se podrá tramitar esta declaración de forma telemática a través de la sede electrónica del SEPE, disponible en este enlace. 

Para ello, se debe disponer de uno de los siguientes métodos de identificación: certificado digital, DNI electrónico o usuario y contraseña Cl@ve. «Si no dispone de clave de acceso a Internet o sus rentas han superado en algún mes el citado importe, para presentar la declaración deberá acudir a su oficina de prestaciones», aclara el SEPE.

Esta declaración tiene que presentarse al transcurrir 12 meses desde que se tiene derecho al subsidio o cada vez que transcurran 12 nuevos meses desde la última reanudación. «El plazo de presentación es de quince días hábiles a partir de la fecha indicada» y, en el caso de no presentarse, «se interrumpirá el pago del subsidio y de la cotización». 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.